SANTIAGO GARCÍA-CLAIRAC
ESCRITOR DE LITERATURA INFANTIL Y JUVENIL

I S L A  U M B R A L

LA CREACIÓN DE ISLA UMBRAL

 


ISLA UMBRAL es el libro más extraño que he escrito en mi vida.

No es infantil, no es juvenil y tampoco es adulto.

Aunque, pensándolo bien, es posible que sea las tres cosas.

Trata de la vida, de la muerte y de ese complejo lugar que existe entre ambas.

Los personajes no están ni vivos ni muertos.

En realidad, no quieren morir, pero tampoco quieren vivir.

En el fondo, se parecen a nosotros, que tememos tanto a la muerte como a la vida.

Quizá por eso preferimos vivir en este estado de anestesia perpetua.

Como he dicho, es un libro extraño.

Por eso he decidido publicarlo directamente en una editorial digital, lugar en el que se encontrará a gusto.

Ni vivo ni muerto.

Convertido en bits.

En código binario.

Sin embargo, tengo que confesar que ISLA UMBRAL me apasiona.

Es, posiblemente, una de mis historias preferidas.

Y no la doy por terminada, al contrario.

Por eso la he publicado en digital, para seguir avanzando en ella.

Hasta que consiga perfeccionarla y hacer todos los dibujos que se merece.

Es una historia muy visual que merece muchos dibujos.

Dibujos que haré e iré colgando en esta página web.

Bueno, más que dibujos terminados, serán bocetos.

Me encanta hacer bocetos.

En blanco y negro.

Sencillos y rápidos.

Los bocetos son perfectos para plasmar ideas.

Va a ser una gran experiencia.

Voy a disfrutar como un loco.

Poder hacer bocetos sin prisas, sin compromisos, sin agobios, sin censura...

Desde que era niño no he dejado de preguntarme si había algo entre la vida y la muerte. Durante mucho tiempo me imaginé que había una puerta que, cuando la cruzabas, entrabas en el inframundo.

Con el paso del tiempo, esta idea me acabó pareciendo demasiado simple, así que, después de pensarlo mucho, llegué a la conclusión de que tenía que haber algo más importante. Durante años pensé en un puente, un gran puente, pero acabé desechando la idea.

Y creé una isla. Un lugar estable donde los que pasan tienen tiempo para reflexionar y arrepentirse de las cosas raras que ha hecho en la vida.

Imaginé una isla solitaria que, indefectiblemente, conoceremos cuando iniciemos nuestro último viaje.

Una isla en la que viviremos nuestra aventura más importante.

Una isla llamada Umbral, que nos ayudará a pasar suavemente de un mundo a otro. Una isla bálsamo.

El punto intermedio en el que nos prepararemos para cobrar nuestra forma definitiva.

Posiblemente, Isla Umbral, aunque no lo parezca, es una historia ilusionante. que sugiere que podría existir un lugar en el que nos gustaría quedarnos durante toda la eternidad.

Algo así como volver al útero, único lugar en el que hemos sido felices.

Ni vivos ni muertos.

Si tuviera que definir esta historia, diría que es un cuento oscuro con mucha luz.